FOTÓGRAFO DE PRODUCTO E-COMMERCE

Las nuevas tecnologías han supuesto un considerable avance en nuestras vidas, tanto en lo personal, como en lo profesional. Uno de los sectores en que más han incidido las herramientas digitales ha sido en el COMERCIO.

Hoy, las transacciones comerciales se han agilizado enormemente al no tener que movilizarnos para hacer nuestras compras, que podemos realizar cómodamente desde nuestro ordenador o dispositivo móvil y –de forma remota– desde cualquier lugar o situación.

Esta innovación tecnológica ha supuesto importantes cambios en el consumo, de entre los que destaca la inmediatez (en la decisión y en la ejecución de las compras). Sin embargo, en todo proceso de venta se perpetúa un aspecto que no ha cambiado nada: la seducción (o lo que llamamos “el amor a primera vista”).

Todos preferimos compartir nuestra vida con objetos y personas que nos agraden sensorialmente. O, dicho de otra manera: “que nos entren por los ojos”. Y por eso nos esforzamos en cuidar nuestra presentación personal para “seducir” a nuestros semejantes en cualquier situación, ya sea privada, social o profesional.

Para ello invertimos tiempo y dinero en cosmética, peluquería, maquillaje, vestimenta y otros detalles, con productos y profesionales de la mejor calidad (que podamos costear). Pues este mismo criterio es el que se aplica (como siempre fue) en el proceso de venta de cualquier mercancía o servicio, ya sea presencial o por medio de un terminal informático. 

Compramos constantemente, sin darnos cuenta de que la primera impresión es lo que desata nuestro impulso para decidir la elección de uno u otro producto (por eso, muchas veces elegimos pareja por su aspecto externo más que por sus virtudes y valores).

A la hora de trabajar, un fotógrafo de producto lo lleva interiorizado en su mente, por lo que en Up factory aplicamos nuestro conocimiento y experiencia para obtener la mejor versión (gráfica) de cualquier producto, que estimule el deseo del potencial comprador, al que conquistar con atractivas imágenes, ya sea a través de una revista, del ordenador, del móvil o la tableta.

CONTACTO